h1

Machete don’t text / la ley de extranjería en España

9 octubre 2010

We didn’t cross the border. The border crossed us!

En los años cincuenta y sesenta (y hasta antes) hubo procesos de migración del sur de Europa (Portugal, Italia, España, Grecia) hacia el norte (Alemania, Holanda o Bélgica, etc). Ahora en un mundo globalizado las migraciones son a escala global y de países subdesarrollados (en la pobreza por una combinación de corrupción e incompetencia local y por el otro lado injusticia de un mercado regulado por Occidente) a democracias occidentales. Estas sociedades democráticas -como la nuestra- en vez de aprovechar como un beneficio para el crecimiento social un influjo de población como ése, han decidido blindarse, convertirse en una fortaleza miedosa y cobarde y cargarse los fundamentos esenciales sobre los que se construyeron: algo tan básico como la igualdad de los ciudadanos ante la ley, que la mera existencia de la ley de extranjería incumple categóricamente.

La ley de extranjería no es sólo contraria al Estado de derecho, sino que genera una división artificial entre inmigrantes legales e ilegales que mucha gente termina percibiendo erróneamente como realidad eterna y cree delito lo que es sólo un problema administrativo: no tener papeles. Ayer mismo un colega me comentaba que perdió el deneí, pero, como no es moreno de piel, la policía no lo detiene en sus habituales controles ilegales de sin papeles ordenados directamente por Rubalcaba, ministro de Interior, profundamente opuestos a las garantías democráticas de una sociedad libre y que sólo pueden evocar las deportaciones masivas de gitanos de Sarkozy y de judíos de Hitler. Estamos destruyendo los pilares básicos de nuestra sociedad democrática por medio de populismos y demagogias, que, otra vez más, ocultan la realidad económica del problema.

La inmigración es un proceso social y económico. El crecimiento  crea trabajo y la oferta de trabajo atrae mano de obra. Estamos generando un enorme gasto de dinero (inútil) intentando frenar lo que es un mero proceso social que responde a esta dinámica económica… que obviamente genera problemas de convivencia social o delincuencia en determinados barrios como el Raval o Lavapiés. Ésta es una realidad social que ni el político ni el habitual acusador de racismo pueden ignorar. Ahora bien, la respuesta a que se le da el problema habitualmente son políticas populistas y retrógradas. Analizémoslas:

  • no realizan políticas de integración social eficientes que pudieran mejorar la convivencia en estos barrios. Al contrario, siguen dejando que autóctonos e inmigrantes compitan por los mismos recursos sociales (beneficios, ayudas, etc), que divide totalmente a dos colectivos prácticamente en la misma situación (¡si no, no estarían compitiendo por las ayudas!) y sin conciencia social (de clase) no se rebelan contra el verdadero origen del problema: el sistema económico que marginaliza tanto a autóctonos como a inmigrantes.
  • en su peculiar división entre legales e ilegales, la ley de extranjería genera una enorme bolsa de trabajo de trabajadores sin derechos ni protección social, es decir, con salarios ínfimos y totalmente explotables por parte de los “empresarios” del milagro español: ladrillo y turista. PP y PSOE son los arquitectos de una ley de extranjería que al final clasifica a los inmigrantes entre no explotables y explotables; se tiene que decir bien claro que éstos últimos han tenido un rol fundamental en el espectacular crecimiento de la economía española de los últimos años. Ellos son la última pieza del capitalismo depredador.

Ah, y por último, recomendarles la película, Machete. Divertidísima. He knows the score. He gets the girls. He kills the bad guys. ¡Machete!

One comment

  1. […] inmigrante es regular o irregular no es ninguna esencia milenaria sino nada más que un convenio -la ley de Extranjería-, que resulta que con sus arbitrariedades contrarias a los derechos humanos crea una enorme bolsa […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: